Buscar

Punch: así se llama la nueva apuesta por le hidrógeno en Barcelona

Nissan hizo pública su intención de cerrar sus fábricas de Zona Franca, Montcada i Reixac y Sant Andreu en mayo del año pasado, y desde entonces las autoridades están buscando opciones para que la actividad industrial pueda continuar y se conserven los puestos de trabajo, 3.000 de ellos directos. Ahora parece que Punch podría ser la solución.

Punch

PUNCH, la firma belga fabricante de componentes y tecnología para automoción, no es conocida por el gran público pero sí en el mundo de la industria automotriz. Es un grupo independiente con cuarenta años de experiencia en la industria.

Actualmente cuenta con 1.750 trabajadores en sus siete instalaciones en Europa y Asia, con una facturación anual de más de 500 millones de euros. En la empresa consideran que las instalaciones de Nissan encajarían bien en su estructura industrial, y lo que es más importante para Cataluña y España, mantendrían el empleo y la actividad.

Nissan compró Motor Ibérica en 1980 (antes fabrican furgones Ebro) para producir modelos como el Patrol o la Vanette.

Punch

Actualmente se producen en las factorías de Barcelona el pick-up Navara y la furgoneta eléctrica eNV200, y la apuesta de PUNCH pasa precisamente por continuar con estos modelos, pero con el pick-up modificado para consumir hidrógeno.

Según PUNCH, generarían 2.000 puestos directos y mantendrían la red actual de proveedores locales con una inversión de 650 millones de euros hasta el 2027 en instalaciones, productos y tecnología de hidrógeno y baterías.

Punch

El motor H2-ICE para el pick-up ha sido desarrollado en Centro PUNCH R&D de Turín y está basado en unas adaptaciones sobre un motor diésel convencional, variando el sistema de inyección de combustible, el sistema de encendido, la adaptación de un módulo de control de motor y software específico y la inyección directa de hidrógeno en la cámara de combustión.

PUNCH tiene un programa que comenzaría con la fabricación del pick-up con su marca y motor diésel, y luego llegaría un diésel híbrido y el propulsado por hidrógeno.

Respecto a la distribución de los nuevos modelos y teniendo en cuenta que estarán dirigidos a empresas, dicen tener muy clara los planes en una red B2B.

Uno de los puntos fuertes de la propuesta de PUNCH es la presencia de Andy Palmer, ex COO de Nissan Motor Corporation y de Aston Martin, que aporta su conocimiento respecto a Nissan, de sus vehículos eléctricos (dirigió el desarrollo del actual Leaf) y de las tres plantas de producción.

En Barcelona declaró: “PUNCH ha demostrado con hechos, en sus más de cuarenta años de experiencia y con un historial de proyectos de reindustrialización de éxito, que nuestra propuesta es creíble y real.

Nuestro concept car (el pick-up de hidrógeno), que hoy presentamos aquí es una solución tangible de movilidad sostenible para el próximo futuro, que ofrece considerables ventajas en cuanto a costes, autonomía, tiempos de repostaje y utilización comercial”.

A la cabeza de PUNCH está Guido Dumarey (1959), CEO y propietario del grupo. Es un directivo cercano y en la presentación en Barcelona nos explicó personalmente la transformación que hay que hacer con el motor diésel para que funcione con hidrógeno.

Dumarey es un apasionado de la mecánica, y también es conocido en el mundillo de las carreras de automóviles clásicos. En la rueda de prensa de Barcelona declaró: “Hemos querido estar presentes hoy aquí con este prototipo basado en nuestra tecnología de hidrógeno para demostrar nuestra firme apuesta en un futuro sostenible y a largo plazo de las plantas de Barcelona, liderando la transición hacia un futuro libre de carbono a través de múltiples tecnologías basadas en la electricidad y en el hidrógeno”.

Punch

Entre los otros candidatos a gestionar las fábricas catalanas hay también productores de baterías y proyectos de vehículos eléctricos, pero sin experiencia en la gestión y explotación de un gran fabricante. A finales de septiembre las autoridades competentes decidirán que empresa tomará las riendas de las fábricas Nissan.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recordar tus preferencias y optimizar la experiencia de usuario. Para obtener más información lee nuestra política de cookies.
Al pulsar en “Aceptar política de cookies” aceptas el uso de las diferentes cokies que utiliza el sitio web. Puedes configurar o denegar el uso de las cookies en la configuración de la política de cookies.