Buscar

Lamborghini Aventador Ultimae: capítulo final con 780 CV

El último V12 Aventador de Lamborghini es el LP 780-4 Ultimae de edición limitada. Lamborghini construirá 350 cupés y 250 descapotables para poner fin a la carrera de 10 años del Aventador como el automóvil deportivo insignia de Sant’Agata, que llegó para reemplazar al Murciélago. El motor V12 de 6,5 litros con aspiración natural de 60º dejará de existir, al menos de acuerdo con el pensamiento actual de Lamborghini. Así que si, si quieres un V12 atmosférico sin hibridación nuevo de la firma, el Aventador Ultimae es tu última oportunidad, perdón por la redundancia.

El Lamborghini Aventador Ultimae está destinado a tomar lo mejor del SVJ de alto rendimiento y el S ligeramente más refinado, y combinarlos en una nueva apariencia distintiva y ponerle un precio que le ubique entre los dos.

El V12 más potente de Lamborghini

Su potencia máxima es de 780 CV, 40 CV más en el Aventador S y 10 CV en el SVJ, gracias a la sincronización y la respiración optimizadas de las válvulas.

El motor puede tener 10 años, pero el Aventador Ultimae está repleto de tecnología de trucos, la mayor parte dirigida al rendimiento en lugar del lujo o el entretenimiento. Eso incluye tracción en las cuatro ruedas, dirección en las ruedas traseras, frenos carbonocerámicos (capaces de detener el automóvil desde 100 km/h en 30 metros) y el alerón trasero activo de Lambo, que se mueve a sí mismo en tres posiciones dependiendo de la velocidad y el modo de conducción.

El uso extensivo de fibra de carbono contribuye a un notable peso en seco de 1550 kg para el cupé, que rebaja al S en 25 kg, lo que le da la misma relación potencia-peso que el SVJ orientado a la pista. Eso lleva al cupé a 100 km/h en 2.8 segundos que igualan al SVJ.

El roadster pesa 50 kg más, debido al refuerzo necesario para compensar la falta de techo, y tarda 2,9 segundos.

Sant’Agata ha sido el hogar de algunos verdes, amarillos, morados, dorados y naranjas escandalosos a lo largo de las décadas, pero el Ultimae se ve muy bien (al menos en estas fotos oficiales) en gris sobre gris para el cupé, una combinación perfecta para toda esa fibra de carbono por dentro y por fuera, y un azul sensible para el roadster. Pero no se preocupe, hay otros 17 colores disponibles. O si se aventura en el esquema de personalización, 300 y pico.

Entonces, ¿es este realmente el último V12 Aventador con aspiración natural? Dicen que sí. Lamborghini ama una edición especial, pero no parece haber mucho margen de maniobra dado lo que dice el director ejecutivo Stephan Winkelmann sobre el LP 780-4 Ultimae.

«Es el último de su especie: ofrece la máxima potencia y el rendimiento concluyente que se espera del motor V12 actual de Lamborghini, combinado con el ADN de diseño de nuestro inimitable buque insignia. El Aventador estaba destinado a convertirse en un clásico desde su lanzamiento, y el Aventador LP 780-4 es la expresión más hermosa de diseño atemporal y soluciones técnicas en una edición final: Ultimae».

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recordar tus preferencias y optimizar la experiencia de usuario. Para obtener más información lee nuestra política de cookies.
Al pulsar en “Aceptar política de cookies” aceptas el uso de las diferentes cokies que utiliza el sitio web. Puedes configurar o denegar el uso de las cookies en la configuración de la política de cookies.